miércoles, 22 de febrero de 2017

La familia, base de la sociedad (VIII)

3.5.- En las culturas amerindias

En el caso de los Mayas, los jóvenes de ambos sexos tenían  total libertad para mantener relaciones sexuales con quien les placiese, libertad que terminaba cuando se producía el matrimonio, que era monógamo. En este punto, el varón pagaba una dote a los padres de la mujer o les realizaba trabajos durante un periodo determinado.

En la cultura Azteca, claramente patriarcal, los jefes, comerciantes y guerreros tenían permitida la poligamia, si bien, una era esposa y el resto concubinas, debiendo ser monógama el resto de la población. A la hora de concertar matrimonio, los padres del novio enviaban legado a la casa de la novia, que aceptaba o rechazaba el ofrecimiento.

Los lazos conyugales no pueden ser disueltos por deseos de cualquiera de las partes, sólo el hombre podía repudiar a su mujer. Se le otorgaba un derecho de infidelidad sancionado, se trata de un derecho que se ejerce cada vez más a medida que progresa la evolución social.

En el caso de los Incas, las clases superiores sometían a toda la población a una servidumbre que llevaba a que las élites seleccionasen aquellas muchachas que les parecían bien, para ser instruidas en escuelas especiales que desembocaban en el concubinato.

El pueblo se organizaba en ayllus, que no era sino una comunidad de personas unidas por vínculos familiares, que tenían antepasados comunes y ocupaban un territorio.

Las familias estaban organizadas al servicio del Inca, y carecían de cualquier tipo de propiedad, y funcionaba como una unidad productiva, con una mínima división del trabajo.

Las mujeres eran responsables de la preparación de los terrenos de cultivo y siembra, y en menor medida en la limpieza, riego y deshierbe. Y en la cosecha participaba con el varón.  Varón y mujer participaban en las tareas domésticas y en la socialización de los hijos que se basaba en el trabajo desde los 5 o 6 años de edad y en relaciones afectivas muy intensas. La mujer participaba en las decisiones familiares según su capacidad de poseer tierras.

0 comentarios :

 
;