jueves, 25 de octubre de 2018

EL MANDO POLÍTICO MILITAR EN CUBA DURANTE EL SIGLO XIX (X)


Por parte de los separatistas tampoco llegaron finalmente a un acuerdo, pues Antonio Maceo declaró su oposición al pacto de Zanjón en la conocida como Protesta de Baraguá.



El siete de junio abandonaban Cuba los últimos mambises combatientes, y el 18 de junio de 1878 Jovellar, con el deber cumplido, cesaba en el mando con la satisfacción de ser el único mando de Cuba que durante lo que iba de siglo supo cumplir con su deber al servicio de la Patria. Su cargo era recogido por Arsenio Martínez Campos.

El cinco de febrero de 1879 Cayetano Figueroa Garahondo sucedía a Arsenio Martínez Campos como capitán general de la isla, que en 1879 ocuparía el cargo de presidente del Consejo de Ministros, ejerciendo además como Ministro de Guerra.

Figueroa, cuyo primer mandato había durado apenas siete días, tendría en esta ocasión tres meses como gobernador, en cuyo periodo, a pesar de la paz alcanzada por Martínez Campos, tendría algún conflicto merced a la Protesta de Baraguá.

El 17 de abril de 1879 Ramón Blanco Erenas pasaba a asumir la gobernación de Cuba en sustitución de Cayetano Figueroa Garahondo. Con Blanco, los capitanes generales de Cuba ostentarían su cargo, no como capitanes generales, sino como gobernadores generales.

El 28 de noviembre de 1881 asumía el cargo de gobernador de Cuba, en sustitución de Ramón Blanco, Luis de Prendergast Gordon. Durante su mandato, las acciones separatistas eran prácticamente inexistentes, reduciéndose la conflictividad a la creada por los autonomistas.

El cinco de agosto de 1883, Luis de Prendergast Gordon cesó como gobernador de Cuba, siendo sustituido provisionalmente por Tomás Reyna Reyna hasta el 28 de septiembre, cuando se incorporó Ignacio María del Castillo.

El siete de noviembre de 1884 renunciaba al cargo de gobernador de Cuba Ignacio María del Castillo y Gil de la Torre, que era sustituido por Ramón Fajardo Izquierdo.

Durante el gobierno de Fajardo se produjeron nuevos desembarcos filibusteros que fueron neutralizados.

El 5 de marzo de 1886 cesaba como capitán general de Cuba Ramón Fajardo Izquierdo, que era sustituido con carácter provisional por Sabas Marín González, que ostentó el cargo hasta el día 30 del mismo mes, cuando fue nombrado Emilio Callejas Isasi que había tomado parte en la guerra de los diez años.

Su principal cometido fue sanear la economía, dejando el mando el 16 de julio de 1887 en manos de quién se lo diera a él, Sabas Marín González, que continuó la labor de saneamiento administrativo hasta el cinco de marzo de 1889, cuando fue sustituido, con carácter provisional, por Manuel Sánchez Mera, que el día trece entregaría el mando a Manuel de Salamanca Negrete, que se encontró con una situación de bandolerismo generalizado.

Con Salamanca se acababan los años de tranquilidad cuando el 30 de enero de 1890 desembarcaba en Cuba Antonio Maceo, autorizado por el capitán general.

Pocos días después, el seis de febrero,  fallecía el general Salamanca, que era sustituido con carácter provisional por Felipe Fernández Cabada Espadero, quién entregaría el gobierno de Cuba el 15 de febrero a José Sánchez Gomez, que a su vez lo entregaría a José Chinchilla Díez de Oñate el cuatro de abril siguiente.

http://www.cesareojarabo.es/2018/04/el-mando-politico-militar-en-cuba-en-el.html

0 comentarios :

 
;